Asociación entre los lípidos séricos y la supervivencia en pacientes con esclerosis lateral amiotrófica: un metaanálisis y un estudio poblacional

19/12/2022 7:13:07

Ref.: https://n.neurology.org/content/early/2022/12/02/WNL.0000000000201657
El objetivo de este estudio fue explorar la asociación entre lípidos, puntajes de perfil
poligénico (PPS) para biomarcadores del metabolismo de lípidos, marcadores de
gravedad de la enfermedad y supervivencia en pacientes con esclerosis lateral
amiotrófica (ELA).

Para ello los investigadores realizaron un metaanálisis de la literatura actual sobre el
valor pronóstico de los lípidos en pacientes con ELA. Posteriormente, evaluaron la
relación entre los niveles de lípidos al momento del diagnóstico, el estadío clínico de la
enfermedad y la supervivencia en todos los pacientes consecutivos diagnosticados en
Holanda. A su vez, determinaron la razón de riesgo de cada lípido para la supervivencia
global, definida como muerte por cualquier causa. Un subconjunto de pacientes se
emparejó con un estudio de asociación del genoma completo (del inglés GWAS)
anterior; los datos se usaron para calcular el PPS para los biomarcadores del
metabolismo de los lípidos y para determinar la asociación entre los niveles de lípidos
observados en el momento del diagnóstico y la supervivencia.

El metaanálisis de cuatro estudios indicó que ninguno de los biomarcadores del
metabolismo de los lípidos se asoció de manera estadísticamente significativa con la
supervivencia general; sin embargo, hubo una considerable heterogeneidad entre los
resultados de los estudios. Usando datos de pacientes individuales (N = 1324),
encontraron que el colesterol HDL elevado se asociaba con una supervivencia más
pobre (HR de 1,33 (IC del 95 %: 1,14 a 1,55, p < 0,001)). La correlación entre el IMC
(índice de masa corporal) y el colesterol HDL (r de Pearson -0,26, IC del 95 %: -0,32 a -
0,20) fue negativa, y entre el IMC y los triglicéridos, positiva (r de Pearson 0,18, IC del
95 %: 0,12 a 0,24). Las concentraciones séricas de colesterol total y colesterol LDL
fueron menores en estadíos clínicos más avanzados (ambos p < 0,001). El PPS para los
biomarcadores del metabolismo de los lípidos explicó del 1,2 % al 13,1 % de su
varianza en el momento del diagnóstico. Ninguno de los PPS se asoció
significativamente con la supervivencia (todos p> 0,50).

El estudio concluye que los lípidos pueden contener información valiosa sobre la
gravedad y el pronóstico de la enfermedad, pero su valor principal puede ser
consecuencia de la progresión de la enfermedad. Los resultados subrayan que obtener
más información sobre el metabolismo de los lípidos y los datos longitudinales sobre
las concentraciones séricas del perfil de lípidos podría mejorar el seguimiento de los
pacientes y potencialmente desentrañar aún más la patogénesis de la ELA.